El 4 de diciembre de 2018 se cumplen cincuenta y cinco años de la
promulgación del decreto del Concilio Vaticano II dedicado
a los medios de comunicación social, conocido por sus dos
primeras palabras latinas: “ínter Mirifica”. Para celebrar las
“bodas de plata” de “ínter Mirifica” (IM), me gustaria hacer un breve estudio sobre si es vigente o no este documento postconciliar. Todos los temas de este pequeño estudio se inspiran en este pequeño
decreto conciliar de 24 números que recogió 1960 votos a
favor y 164 en contra en el escrutinio final.

El decreto conciliar sobre los medios de comunicación social
tuvo un “nacimiento desafortunado. Para comenzar, se discutió y aprobó cuando aún no se habían elaborado las dos grandes constituciones conciliares: Lumen Gentium y Gaudium et Spes.